5 Consejos para aliviar las piernas cansadas si saliste ayer

Anoche estabas estupenda con tus taconazos, pero hoy sientes las piernas como si fueran dos columnas jónicas. Pesadas, cansadas, doloridas...¡necesitas una solución ya! 
Pues sigue estos simples consejos y encontrarás el alivio que tus piernas están pidiendo a gritos.

1. El truco de la botella helada

Sentada, con las piernas estiradas y las manos bien bien plantadas a los lados de las caderas, apoya bien los talones y deslízate hacia delante y hacia atrás haciendo rodar una botella de agua helada bajo tus piernas durante 2 minutos.
No sólo tendrás el beneficio del frío, sino que además la botella te proporcionará un agradable masaje.

2. Duchas de agua fría

El agua fría reactiva la circulación y alivia la hinchazón. Empieza por los tobillos, haciendo movimientos circulares con la alcachofa hasta llegar a las ingles. Repite 10 veces en cada pierna.

3. Masaje de drenaje linfático

Nada como un buen drenaje afinar las piernas hinchadas y sentirlas inmediatamente más ligeras. 
Utiliza un aceite de masaje y realiza estos movimientos:
  1. Empieza por aplicar el aceite en los pies y realiza movimientos ascendentes desde los dedos de los pies hasta los tobillos, como si alisaras un calcetín (10 veces).
  2. Realiza entonces, con una mano a cada lado, movimientos circulares sobre el tobillo (10 veces).
  3. Con ambas manos a cada lado de la pantorrilla y haciendo una ligera presión, sube desde los tobillos hasta la rodilla (10 veces).
  4. Haz movimientos circulares a ambos lados de la rodilla (10 veces).
  5. Desliza las manos sobre el muslo, ejerciendo una ligera presión, desde la rodilla hacia arriba y una vez que llegues a la ingle haz unas 5 presiones de bombeo (10 veces).
Repite 5 veces con cada pierna.

4. Eleva las piernas

Siéntate con las nalgas lo más cerca posible de una pared y apoya las piernas estiradas en ella y reposa la cabeza en un cojín. Relájate en esta posición al menos 5 minutos.

5. Utiliza los beneficios de las plantas a tu favor

Plantas como el castaño de Indias, la vid roja, el ginkgo biloba son reconocidas por su capacidad de mejorar la circulación y eliminar el edema en las piernas. En infusión bebida o en compresas te ayudarán a recuperar unas piernas ligeras.
También puedes usar aceites esenciales como el de menta o el de cedro de Virginia para mezclarlos con cualquier aceite de masaje y hacer con él el drenaje linfático. El efecto será aún mayor.


Qué fiesta la de anoche ¿eh? ¿La pasaste en familia? ¿con amigos? Cuéntanos como fue tu fin de año y...¡¡¡FELIZ AÑO NUEVO!!!


ESCRITO POR Macarena Pavlovic
Bloguera repostera en el blog Bajo un nube de azúcar glas y madre de 3 niños, soy una apasionada de la moda, la belleza y el diseño gráfico.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

No hay comentarios :

Publicar un comentario